¿Cómo hago para?

La sección ¿Cómo hago para?, publicada por Derecho Justo en periódicos digitales de alcance nacional, busca acercar a la ciudadanía al goce efectivo de sus derechos. Si no conoce cuáles son sus derechos, cuáles son las vías para protegerlos o a dónde acudir, no dude en leer nuestros artículos.

1. Acudir al defensor del consumidor financiero: la Ley 1328 de 2009 en su Capítulo III contempla la obligación a cargo de las entidades vigiladas de implementar un “Sistema de Atención a los Consumidores Financieros” -SAC-, que propenda por consolidar un ambiente de atención, protección y respeto de los consumidores financieros.

Como consecuencia, cada entidad bancaria debe tener un defensor encargado de conocer y resolver de forma objetiva y gratuita, las quejas individuales presentadas contra la entidad relativas a un posible incumplimiento por parte de éste, de las normas legales o internas que rigen el desarrollo o ejecución de los servicios o productos que ofrece o presta, o respecto a la calidad de los mismos. Sin embargo, las decisiones tomadas por el defensor del cliente financiero no son de obligatorio cumplimiento por parte de la entidad bancaria.

2. Acudir directamente a la Superintendencia Financiera: La Superfinanciera cuenta con una Dirección de Protección al Consumidor Financiero de la Superintendencia Financiera de Colombia coordina la atención de las reclamaciones o quejas que se presentan respecto del servicio prestado por las entidades vigiladas o controladas.

Estas quejas se pueden presentar en forma personal en la sede la Superfinanciera donde en la recepción del Punto de Contacto de la entidad se asignan turnos por orden de llegada y de acuerdo con el tema objeto de la reclamación o queja.

Así mismo, las quejas se pueden presentar a través de la página de la Superfinanciera.

También se pueden presentar quejas o recibir indicaciones frente a las mismas en la línea telefónica, en Bogotá, 4197100 o a la línea gratuita nacional 01 8000 120 100.

Las reclamaciones o quejas se analizan y tramitan bajo los principios de transparencia, celeridad y oportunidad y el tiempo para dar respuesta a la queja presentada se derivara de la complejidad de la misma.

Los ciudadanos pueden obtener información telefónica o por internet sobre el trámite dado a su reclamación, pero no sobre las actuaciones administrativas que ésta haya podido originar respecto a la entidad supervisada, dado que se encuentran sometidas a reserva legal.

Permanencia de datos positivos y negativos

Las centrales de riesgo están legalmente facultadas para conservar en sus archivos toda la información histórica de una persona. En tal sentido, la ley dispone que la información de carácter positivo permanecerá indefinidamente en los bancos de datos de los operadores de información.

En relación con los datos negativos, esto es, los que hagan referencia al tiempo de mora, tipo de cobro, estado de la cartera y en general aquellos referidos a una situación de incumplimiento de obligaciones, la ley y la jurisprudencia establecen las siguientes reglas:

1. Si se realiza el pago de una obligación en mora por menos de dos años: estará reportado por el doble del tiempo que estuvo en mora.

2. Si se realiza el pago de una obligación en mora igual o superior a dos años: estará reportado hasta máximo cuatro años.

Lo anterior es lo que se conoce como derecho al olvido, es decir, a que los datos negativos no permanezcan indefinidamente reportados en las bases de datos de las centrales de riesgo.

En caso de incumplimiento busque acuerdos de pago

Una buena forma de evitar reportes negativos es buscar un acuerdo con la entidad y refinanciar su deuda. 

Aunque no siempre es fácil, en muchas ocasiones y con el fin de evitar costos de oportunidad, los acreedores aceptan acuerdos que les evitan costos adicionales en recobros infructuosos.

Una vez haya pagado la deuda, puede solicitar una certificación de la entidad en la que se consigne que usted ya no tiene obligaciones pendientes en mora, lo cual puede ser de utilidad para solicitar futuros créditos o realizar otro tipo de negocios de su interés.

¿Qué pasa si pagó su obligación, transcurrió el tiempo previsto por la ley y aún sigue reportado?

En estos casos debe adelantar el trámite de un reclamo, que de conformidad con la ley comprende las siguientes etapas y requisitos:

1. La petición o reclamo se debe formular en escrito dirigido al operador del banco de datos, con la identificación del titular, la descripción de los hechos que dan lugar al reclamo, la dirección, y si fuere el caso, acompañando los documentos de soporte que se quieran hacer valer.

2. Una vez recibida la petición o reclamo completo el operador incluirá en el registro individual en un término no mayor a dos días hábiles una leyenda que diga "reclamo en trámite" y la naturaleza del mismo. Dicha información deberá mantenerse hasta que el reclamo sea decidido y deberá incluirse en la información que se suministra a los usuarios.

3. El término máximo para atender la petición o reclamo será de quince días hábiles contados a partir del día siguiente a la fecha de su recibo. Cuando no fuere posible atender la petición dentro de dicho término, se informará al interesado, expresando los motivos de la demora y señalando la fecha en que se atenderá su petición.

4. En los casos en que exista una fuente de información independiente del operador, este último deberá dar traslado del reclamo a la fuente en un término máximo de dos días hábiles, la cual deberá resolver e informar la respuesta al operador en un plazo máximo de diez días hábiles.

En caso de que no se encuentre satisfecho con la respuesta a la petición, podrá recurrir a la acción de tutela para proteger su derecho fundamental al habeas data o paralelamente iniciar un proceso en la jurisdicción civil ordinaria para debatir lo relacionado con la obligación reportada como incumplida.

Así mismo, puede presentar una petición ante la Superintendencia Financiera de Colombia o ante la Superintendencia de Industria y Comercio según corresponda, para que se actualice, corrija o elimine la información depositada en las centrales de riesgo.

¿Cuáles son esos requisitos?

Según la Sentencia C-683 de 2014 de la Corte Constitucional, los requisitos para realizar la partición en vida, de acuerdo con el parágrafo del artículo 487 del Código General del Proceso son los siguientes:

1. Capacidad: Debe ser un acto autónomo y libre de quien realiza la partición.

2. Obtener una licencia judicial previa: es decir contra con un permiso por parte de un juez que debe tramitarse mediante las ritualidades de los procesos de jurisdicción voluntaria.

El Juez competente será el Juez Civil Municipal, o el Juez de Familia del Circuito, dependiendo de la cuantía de la sucesión o de si hay o no juez de familia en el municipio del solicitante.

3. La partición deberá respetar las asignaciones forzosas, o bien, los derechos de alimentos, la porción conyugal, las legítimas y la cuarta de mejoras. Asimismo deberán garantizarse los derechos de terceros y los gananciales. Estos requisitos que otorgan validez a la partición, deberán ser verificados por el juez antes de dar la licencia.

4. Si hay sociedad conyugal vigente, debe liquidarse para respetar el derecho a los gananciales. Por esta razón se requiere el consentimiento del cónyuge o compañero permanente.

5. Los asignatarios deben intervenir en el proceso y consentir la partición.

6. Efectuar escritura pública. Por lo mismo se trata de un acto solemne.

7. En la escritura pública, quien realiza la partición debe establecer si se reserva el usufructo o la administración de uno o varios de los bienes.

8. La partición debe ser inscrita en las oficinas de registro.

9. No se requiere proceso de sucesión. La transferencia no está supeditada a la muerte del causante.

En todo caso, La partición del patrimonio en vida es un acto que puede ser revocable por quien lo realiza hasta antes de que se efectué la tradición y transferencia de los bienes a los asignatarios.

¿Ante quién se hace la solicitud?

Ante notario, preferiblemente el que se ubica en el lugar donde se encuentra su registro civil de nacimiento original.

¿Qué pasa si hago el trámite en una notaría diferente al lugar donde se encuentra el registro civil original?

Si la solicitud se realiza en una Notaria distinta al lugar en el cual está inscrito el registro civil, el interesado tendrá que pagar el valor del traslado.

Qué debe contener la solicitud?

Debe hacerse por escrito designando el notario a quien se dirige, el nombre de solicitante y su número de cédula.

(Le puede interesar: Diez derechos que debe saber y que garantizan su intimidad)

¿Qué documentos deben anexarse?

La copia simple de registro civil de nacimiento, la copia simple de cédula de ciudadanía y la declaración juramentada en que se indique la voluntad de que se corrija la casilla de sexo en el Registro Civil de Nacimiento.

¿Qué debe contener la declaración juramentada?

La declaración juramentada debe hacer referencia a la construcción sociocultural que tiene la persona de su identidad sexual, es decir, debe dar razones por las que considera que el sexo asignado en sus documentos no corresponde al que de verdad se ha apropiado en el trascurso de su vida.

¿El notario puede solicitarme algo adicional?

No se podrá exigir ninguna documentación o prueba adicional de ningún tipo a las ya mencionadas.

¿Qué hace a continuación el notario?

El notario debe expedir la escritura pública que modifica el género en los siguientes cinco (5) días hábiles.

¿Qué pasa con el anterior registro civil?

Una vez autorizada la escritura, se hará la sustitución del folio correspondiente. En el nuevo folio se consignarán los datos ya corregidos y en ambos se colocarán notas de referencia recíproca.

¿Cuánto debo esperar para volver a hacer un cambio?

Se deben esperar diez (10) años para la solicitud de una nueva corrección en el sexo luego de la expedición de la Escritura Pública por parte del Notario. Recuerde además que solo podrá corregirse el componente sexo hasta en dos ocasiones.

¿Cambiará mi número de cédula?

El Número Único de Identificación Personal (NUIP) no se modificará, salvo las cédulas otorgadas con anterioridad a marzo del año 2000, donde se realizará la cancelación del NUIP a fin de que sea asignado uno nuevo de diez (10) dígitos.

¿Necesito pagar un abogado?

No necesita abogado, pero el proceso tiene un costo aproximado de ciento ochenta mil pesos ($180.000)

¿Qué pasa si el notario no quiere hacer el trámite?

Lo primero que debe hacer es interponer una queja o reclamo ante la Superintendencia de Notariado y Registro. Si a pesar de ello el notario continúa negándose a realizar el trámite para la corrección del sexo en el registro civil, usted podrá recurrir a la Acción de Tutela como último mecanismo para solicitar el cambio de sexo en el documento de identidad.

Paso uno. Realizar una reunión de Junta de Socios o Asamblea de Accionistas que aprueben la disolución.

El acta de esta reunión deberá contener, adicional a los requisitos generales, los siguientes puntos.

• Declaración de la causal de disolución.
• El número de votos que aprueban la decisión.
• Designación del liquidador.

En el caso de las SAS, Empresa Unipersonal y Sociedades de la Ley 1014 de 2006, la declaratoria de disolución por mutuo acuerdo podrá realizarse por acta o documento privado.

Paso dos. Realizar el registro del acta de disolución en Cámara de Comercio. A partir del registro, la sociedad aparecerá con el apellido “en liquidación”.

Se deberá entregar copia del acta en la Cámara de Comercio, la original deberá quedarse en el archivo de la sociedad.
En esta diligencia se deben realizar varios pagos. ¡Considérelos!

• Valor de la inscripción.
• Impuesto de registro a favor del Departamento de Cundinamarca y del Distrito Capital de Bogotá, por una tarifa equivalente a cuatro (4) salarios mínimos diarios legales vigentes.

Paso tres. Reporte a la Oficina de Cobranzas de la DIAN sobre deudas fiscales de la Sociedad.
El liquidador deberá hacerlo dentro de los diez (10) días siguientes al registro de la disolución en la Cámara de Comercio.

Paso cuatro. Emitir avisos que informen que la sociedad se encuentra en trámite de liquidación.
Estos avisos deberán hacerse por parte del liquidador, en un periódico de amplia circulación del domicilio social, en las oficinas de la sociedad y en los establecimientos de comercio de la sociedad.

Paso cinco. Elaboración de inventario del patrimonio social y balance final de la sociedad. Este paso debe realizarlo el liquidador.

Paso seis. Pagar pasivo externo. Esto también debe hacerlo el liquidador. Asimismo, deberá realizar el pago de las obligaciones fiscales y efectuar la declaración de renta final.

Se debe tener en cuenta que de conformidad con el artículo 25 de la Ley 1429 del 2010, en aquellas sociedades que carezcan de pasivo externo, el liquidador tiene la potestad para convocar a asamblea y solicitar la aprobación del inventario como la cuenta final de liquidación.

Lea también. Esto es lo que debe hacer para que lo borren de una central de riesgo

Paso siete. Distribuir remanentes entre socios o accionistas. Por parte del liquidador.

Paso ocho. Elaborar el proyecto de liquidación. Por parte del liquidador.

Se debe tener en cuenta que la cuenta final de liquidación, como mínimo, debe contener:

• Inventarios.
• Balance general.
• Estado de pérdidas y ganancias.
• Pasivos de la entidad.
• Se solicitó el estado de cuenta a la DIAN.
• Pago de pasivos.
• Indicación del remanente.
• Destinación del remanente.

Paso nueve. Realizar una reunión de Junta de Socios o Asamblea de Accionistas para aprobar el proyecto de liquidación.

El acta de esta reunión deberá contener, adicional a los requisitos generales:

• La indicación expresa acerca del monto del remanente de la liquidación, en caso de que no haya remanente así se debe indicar expresamente.

• La decisión de aprobar la cuenta final de liquidación y el número de votos con los que se aprueba.

Debe tenerse en cuenta que no se entiende por aprobada la cuenta final de liquidación con expresiones tales como: aprobación de balance final, aprobación de liquidación, aprobación de remanente, aprobación de liquidación final.
Por lo tanto y dado que el acto sujeto a registro es la aprobación de cuenta final de liquidación, en el acta debe dejarse constancia expresa de ello.

Paso 10. Realizar el registro del acta de la cuenta final de liquidación ante la Cámara de Comercio.
Para ello, debe presentarse copia del acta, totalmente legible para garantizar su reproducción por medios electrónicos.
En esta diligencia, se deberá cancelar una tarifa de impuesto de registro del 0.7% sobre el valor de los remanentes de la empresa después de pagar su pasivo externo. En el caso de que no haya remanente a repartir se pagará como un acto sin cuantía.

Paso 11. Solicitar a la DIAN la cancelación del respectivo RUT.

Para ello, el liquidador deberá adjuntar el certificado de cancelación de matrícula expedido por la Cámara de Comercio.

¿A qué beneficios puede acceder por el programa ‘Colombia Mayor’?

Existen dos tipos de beneficios ofrecidos por el programa: 

1. Uno de tipo económico, que representa un monto de dinero entregado al beneficiario.

2. Otro de tipo social, en el que se ofrecen servicios básicos (cuidado, alimentación, etc.) a través de los Centros de Bienestar del Adulto Mayor (CBA) o Centros Día de asistencia.

¿Qué requisitos debo cumplir?

1. Ser colombiano (a).

2. Tener como mínimo, tres (3) años menos de la edad que se necesita para acceder a una pensión de vejez, es decir, 54 años para las mujeres y 59 años para los hombres.

3. Estar clasificado en los niveles 1 o 2 del Sisbén y carecer de rentas o ingresos suficientes para subsistir.

Con el programa 'Colombia mayor' puede aspirarse a dos clases de beneficios: uno de tipo económico y otro de tipo social.

. Cumplir con alguna de las siguientes condiciones:

• Vivir solo con un ingreso mensual que no supere medio salario mínimo legal mensual vigente.

• Vivir en la calle y de la caridad pública.

• Vivir con la familia con un ingreso familiar inferior o igual al salario mínimo legal mensual vigente.

• Residir en un Centro de Bienestar del Adulto Mayor.

• Asistir como usuario a un Centro Diurno de asistencia para adultos mayores.

5. Haber residido durante los últimos diez (10) años en Colombia.

¿Cómo puedo solicitarlo?

Para solicitarlo, el interesado debe dirigirse personalmente con su cédula original y fotocopia ampliada de la misma ante la Alcaldía u Oficina de Atención al Adulto Mayor del lugar donde reside y allí solicitar la inscripción.

¿En cuánto tiempo me lo dan?

No existen tiempos máximos ni mínimos de entrega de la ayuda, pero existen ciertos criterios que le dan prioridad para acceder al subsidio:

1. La edad del aspirante.
2. La minusvalía o discapacidad física o mental del aspirante.
3. Personas a cargo del aspirante.
4. Ser adulto mayor que vive solo y no depende económicamente de ninguna persona.
5. Pérdida de subsidio por traslado a otro municipio.
6. Fecha de solicitud de inscripción al programa en el municipio.
7. Madres comunitarias sin acceso al Sistema General de Pensiones.

Me falta poco para la pensión, ¿puedo aplicar?

En efecto puede aplicar siempre y cuando el interesado acredite que ha perdido la capacidad económica para continuar realizando aportes al Sistema General de Pensiones y que ha llegado a la edad de 65 años.

En este evento, el adulto mayor deberá informar que con este subsidio realizará el aporte al Sistema General de Pensiones con el fin de cumplir los requisitos para obtener su pensión. 

Esta posibilidad de utilizar el subsidio de adulto mayor para aportar a pensión solo se otorgará cuando al beneficiario le hagan falta máximo 100 semanas de cotización y le dará prioridad para acceder al mismo.

¿Para qué es este proceso?

Es un proceso especial, el cual busca la agilidad en la declaración de la deuda para así dar paso al cobro y pago de la misma.

Tenga en cuenta que:

- Deben haberse cumplido todas las condiciones o plazos para iniciar el cobro. En caso de que no se cumplieran estas condiciones, que haya sido por culpa del deudor.

La deuda no debe corresponder al pago de un servicio prestado por usted. 

El monto de la deuda no debe superar los cuarenta (40) salarios mínimos mensuales vigentes, es decir, debe ser menor de $29´508.680, en el 2017.

- Se puede interponer a nombre propio por lo que no necesita un abogado que lo represente; pero, si lo desea, está permitido utilizar uno.

¿Cómo iniciar el proceso?

La deuda no debe corresponder al pago de un servicio prestado por usted.

Se debe presentar una demanda ante un Juzgado Civil. Esta debe cumplir con lo siguiente: 

- Designación del juez al que se dirige. 

- El nombre y la dirección de quien demanda y a quien demanda. En el caso de que exista una representación jurídica, también debe incluirse el nombre y la dirección de representantes y abogados. 

- El monto que se pretende cobrar de forma clara y precisa.

- Los hechos que fundamentan la petición, es decir, los que dieron lugar a la deuda, incluyendo información sobre su monto exacto y sus componentes.

Manifestar de forma clara y precisa que el pago de la suma adeudada no depende del cumplimiento de una actividad.

- Se deben aportar con la demanda documentos de la deuda que se encuentren en su poder. Cuando no los tenga, deberá señalar dónde están o manifestar bajo juramento que no existen soportes documentales.

¿Qué pasa dentro del proceso?

Una vez se entregue la demanda en el Juzgado Civil se inicia el proceso. Tenga en cuenta que dicha entidad puede admitir o inadmitir su solicitud

Cuando se inadmite, significa que no se cumplió con la totalidad del contenido de la demanda. Se dan cinco (5) días para que se corrija, cambie o adicione el requisito por el cual se inadmite. 

Cuando se admite la demanda, el juez libra un requerimiento hacia el demandado, en el que le solicita que se presente para pagar lo adeudado o niegue el incumplimiento de la deuda, para lo cual le da un plazo de diez (10) días.

En caso de que el demandado se presente y pague se da por terminado el proceso. Pero si se presenta y niega la deuda, este deberá argumentar y probar que el cobro de la deuda está infundado, con argumentos coherentes. En caso de lograr probar y convencer la improcedencia del cobro de la deuda, se multará al demandante y se dará por terminado el proceso.

Si el demandado no se presenta, el juez dictará sentencia en la cual concederá todas las pretensiones. Dicha sentencia es el título ejecutivo (constancia escrita) que antes no tenía el demandante y así se inicia el cobro de la deuda ante el cual el deudor no podrá alegar que la deuda no existe. 

¿Qué se entiende como maltrato o violencia?

Es toda conducta (acción u omisión) que cause, o amenace con causar, muerte, daño o sufrimiento, ya sea físico, sexual, psicológico, económico o patrimonial, incluyendo conductas como la privación arbitraria de la libertad, la retención de documentos personales de miembros de la familia o la imposición de conductas.

Para poder detectar las conductas que constituyen violencia, debe estar alerta a conductas que ocasionen:

Daño psicológico: degradación, humillación, aislamiento o el control sobre decisiones de otras personas, por medio de la manipulación, intimidación o amenazas. También incluye cualquier otra conducta que implique un perjuicio en la salud psicológica, la autodeterminación o el desarrollo personal.

Daño físico: disminución o riesgo de disminución a la integridad corporal de la persona.

Daño sexual: es todo lo que resulte de obligar a una persona a mantener una relación (sexual, física o verbal), con el agresor o con un tercero, mediante el uso de la fuerza, intimidación, chantaje, soborno, manipulación o cualquier situación de límite su voluntad personal.

Daño económico: cualquier mecanismo que use una persona para ejercer completo control sobre los recursos económicos de otra, haciendo que la víctima dependa financieramente de él.

Daño patrimonial: pérdida, transformación, sustracción, destrucción, retención o distracción de objetos, instrumentos de trabajo, documentos personales, bienes, valores, derechos o económicos destinados a satisfacer las necesidades de la víctima.

¿Quiénes pueden ser víctimas de maltrato en el hogar?

Por lo general se tiene la imagen de que las víctimas suelen ser las mujeres o los niños, algo que corresponde con el objetivo principal de la Ley 1257 del 2008, pero la realidad es que los hombres también pueden ser víctimas de estas circunstancias.

Se entiende que cualquier persona con la que se conviva o se mantenga un nexo sentimental o familiar, incluyendo a los padres, hijos, la pareja, primos, etc. pueden ser víctimas.

¿Quiénes pueden denunciar?

A partir de la Ley 1257 del 2008 se determinó que todo aquel que conozca sobre alguna de estas situaciones está en la obligación de denunciarlo para darle el seguimiento correspondiente. No tiene que ser la víctima o un familiar, pueden ser los vecinos, amigos, etc.

¿Dónde se puede denunciar?

Cuando sea víctima de violencia, el primer lugar al que puede acudir es la Comisaria de Familia de su localidad, donde debe describir su situación para que un profesional la asesore y, de ser necesario, aplique medidas inmediatas para proteger a la víctima. 

También puede acudir a la Fiscalía, al Centro de Atención Penal Integral, a un Juzgado Civil Municipal o Promiscuo Municipal.

En caso de que no pueda trasladarse, no dude en contactar la línea gratuita 155 donde le pueden brindar la atención y asesoría necesaria.